DailyVerses.net
mailfacebooktwitterandroid
Deutsch | English | Español | Nederlands | Português | Slovenský

47 Versículos de la Biblia sobre la Alegría

« 1 Tesalonicenses 5:16-18 »
Reina-Valera 1995Nueva Versión Internacional
Estad siempre gozosos. Orad sin cesar. Dad gracias en todo, porque ésta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús.Estén siempre alegres, oren sin cesar, den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.
Jehová está en medio de ti; ¡él es poderoso y te salvará! Se gozará por ti con alegría, callará de amor, se regocijará por ti con cánticos.Porque el Señor tu Dios está en medio de ti como guerrero victorioso. Se deleitará en ti con gozo, te renovará con su amor, se alegrará por ti con cantos.
Gozosos en la esperanza, sufridos en la tribulación, constantes en la oración.Alégrense en la esperanza, muestren paciencia en el sufrimiento, perseveren en la oración.
Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: ¡Regocijaos!Alégrense siempre en el Señor. Insisto: ¡Alégrense!
En la multitud de mis pensamientos íntimos, tus consolaciones alegraban mi alma.Cuando en mí la angustia iba en aumento, tu consuelo llenaba mi alma de alegría.
Éste es el día que hizo Jehová; ¡nos gozaremos y alegraremos en él!Éste es el día en que el Señor actuó; regocijémonos y alegrémonos en él.
Aunque la higuera no florezca ni en las vides haya frutos, aunque falte el producto del olivo y los labrados no den mantenimiento, aunque las ovejas sean quitadas de la majada y no haya vacas en los corrales, con todo, yo me alegraré en Jehová, me gozaré en el Dios de mi salvación.Aunque la higuera no dé renuevos, ni haya frutos en las vides; aunque falle la cosecha del olivo, y los campos no produzcan alimentos; aunque en el aprisco no haya ovejas, ni ganado alguno en los establos; aun así, yo me regocijaré en el Señor, ¡me alegraré en Dios, mi libertador!
Me mostrarás la senda de la vida; en tu presencia hay plenitud de gozo, delicias a tu diestra para siempre.Me has dado a conocer la senda de la vida; me llenarás de alegría en tu presencia, y de dicha eterna a tu derecha.
Vosotros, que lo amáis sin haberlo visto, creyendo en él aunque ahora no lo veáis, os alegráis con gozo inefable y glorioso, obteniendo el fin de vuestra fe, que es la salvación de vuestras almas.Ustedes lo aman a pesar de no haberlo visto; y aunque no lo ven ahora, creen en él y se alegran con un gozo indescriptible y glorioso, pues están obteniendo la meta de su fe, que es su salvación.
En gran manera me gozaré en Jehová, mi alma se alegrará en mi Dios, porque me vistió con vestiduras de salvación, me rodeó de manto de justicia, como a novio me atavió y como a novia adornada con sus joyas.Me deleito mucho en el Señor; me regocijo en mi Dios. Porque él me vistió con ropas de salvación y me cubrió con el manto de la justicia. Soy semejante a un novio que luce su diadema, o una novia adornada con sus joyas.
Hasta ahora nada habéis pedido en mi nombre; pedid, y recibiréis, para que vuestro gozo sea completo.Hasta ahora no han pedido nada en mi nombre. Pidan y recibirán, para que su alegría sea completa.
Cada uno dé como propuso en su corazón: no con tristeza ni por obligación, porque Dios ama al dador alegre.Cada uno debe dar según lo que haya decidido en su corazón, no de mala gana ni por obligación, porque Dios ama al que da con alegría.
Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en insultos, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.Por eso me regocijo en debilidades, insultos, privaciones, persecuciones y dificultades que sufro por Cristo; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.
El hombre se alegra con la respuesta de su boca; la palabra a su tiempo, ¡cuán buena es!Es muy grato dar la respuesta adecuada, y más grato aún cuando es oportuna.
Tú eres mi refugio; me guardarás de la angustia; con cánticos de liberación me rodearás. SelahTú eres mi refugio; tú me protegerás del peligro y me rodearás con cánticos de liberación.
Gozaos con los que se gozan; llorad con los que lloran.Alégrense con los que están alegres; lloren con los que lloran.
Pero el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley.En cambio, el fruto del Espíritu es amor, alegría, paz, paciencia, amabilidad, bondad, fidelidad, humildad y dominio propio. No hay ley que condene estas cosas.
Para que, si es la voluntad de Dios, llegue con gozo a vosotros y pueda descansar entre vosotros.De este modo, por la voluntad de Dios, llegaré a ustedes con alegría y podré descansar entre ustedes por algún tiempo.
Por heredad he tomado tus testimonios para siempre, porque son el gozo de mi corazón.Tus estatutos son mi herencia permanente; son el regocijo de mi corazón.
Pero sin fe es imposible agradar a Dios, porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que él existe y que recompensa a los que lo buscan.En realidad, sin fe es imposible agradar a Dios, ya que cualquiera que se acerca a Dios tiene que creer que él existe y que recompensa a quienes lo buscan.
Pero gran ganancia es la piedad acompañada de contentamiento.Es cierto que con la verdadera religión se obtienen grandes ganancias, pero sólo si uno está satisfecho con lo que tiene.
Porque Jehová tiene contentamiento en su pueblo; hermoseará a los humildes con la salvación.Porque el Señor se complace en su pueblo; a los humildes concede el honor de la victoria.
Me he gozado en el camino de tus testimonios más que de toda riqueza.Me regocijo en el camino de tus estatutos más que en todas las riquezas.
Mucho se alegrará el padre del justo, y el que engendra a un sabio se gozará con él.El padre del justo experimenta gran regocijo; quien tiene un hijo sabio se solaza en él.
A los ricos de este mundo manda que no sean altivos ni pongan la esperanza en las riquezas, las cuales son inciertas, sino en el Dios vivo, que nos da todas las cosas en abundancia para que las disfrutemos.A los ricos de este mundo, mándales que no sean arrogantes ni pongan su esperanza en las riquezas, que son tan inseguras, sino en Dios, que nos provee de todo en abundancia para que lo disfrutemos.
Anterior12Próximo
Versículo de la Biblia del día
Ahora, pues, ¿por qué te detienes? Levántate, bautízate y lava tus pecados invocando su nombre.
Reciba el Versículo Diario:
mailCorreo electrónico
facebookFacebook
twitterTwitter
androidAndroid
Plan de lectura de la Biblia
Registrar y configurar su plan de lectura de la Biblia que desea ver su progreso y el siguiente capítulo para leer aquí!
Aceptar Este sitio utiliza cookies