DailyVerses.netTemasVersículo al AzarRegistrar

Versículos de la Biblia sobre la Enfermedad

  • ¿Está enfermo alguno de ustedes? Haga llamar a los ancianos de la iglesia para que oren por él y lo unjan con aceite en el nombre del Señor. La oración de fe sanará al enfermo y el Señor lo levantará. Y, si ha pecado, su pecado se le perdonará.
  • Adora al Señor tu Dios, y él bendecirá tu pan y tu agua. Yo apartaré de ustedes toda enfermedad.
  • Querido hermano, oro para que te vaya bien en todos tus asuntos y goces de buena salud, así como prosperas espiritualmente.
  • Restaura a los de corazón quebrantado
    y cubre con vendas sus heridas.
  • Ciertamente él cargó con nuestras enfermedades
    y soportó nuestros dolores,
    pero nosotros lo consideramos herido,
    golpeado por Dios, y humillado.
  • Gran remedio es el corazón alegre,
    pero el ánimo decaído seca los huesos.
  • Yo soy el Señor su Dios. Si escuchan mi voz y hacen lo que yo considero justo, y si cumplen mis leyes y mandamientos, no traeré sobre ustedes ninguna de las enfermedades que traje sobre los egipcios. Yo soy el Señor, que les devuelve la salud.
  • Sáname, Señor, y seré sanado;
    sálvame y seré salvado,
    porque tú eres mi alabanza.
  • Sanen a los enfermos, resuciten a los muertos, limpien de su enfermedad a los que tienen lepra, expulsen a los demonios. Lo que ustedes recibieron gratis, denlo gratuitamente.
  • Por eso, confiésense unos a otros sus pecados, y oren unos por otros, para que sean sanados. La oración del justo es poderosa y eficaz.
  • Sanen a los enfermos que encuentren allí y díganles: “El reino de Dios ya está cerca de ustedes”.
  • La esperanza frustrada aflige al corazón;
    el deseo cumplido es un árbol de vida.
  • El Señor da vista a los ciegos,
    el Señor sostiene a los agobiados,
    el Señor ama a los justos.
  • Mientras guardé silencio,
    mis huesos se fueron consumiendo
    por mi gemir de todo el día.
  • Despreciado y rechazado por los hombres,
    varón de dolores, hecho para el sufrimiento.
    Todos evitaban mirarlo;
    fue despreciado, y no lo estimamos.
  • Oí una potente voz que provenía del trono y decía: «¡Aquí, entre los seres humanos, está la morada de Dios! Él acampará en medio de ellos, y ellos serán su pueblo; Dios mismo estará con ellos y será su Dios. Él les enjugará toda lágrima de los ojos. Ya no habrá muerte, ni llanto, ni lamento ni dolor, porque las primeras cosas han dejado de existir».

Versículo de la Biblia del día

Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón.

Reciba el Versículo Diario:

Notificación diariaCorreo electrónicoFacebookAndroid-appEn tu sitio web

Versículo de la Biblia al Azar

No se contenten solo con escuchar la palabra, pues así se engañan ustedes mismos. Llévenla a la práctica.Siguiente versículo!Con imagen

Apoyar DailyVerses.net

Ayúdame a difundir la Palabra de Dios:
Donación